Consejos para padres de niños con enuresis nocturna

Recomendaciones para padres de hijos con incontinencia

Incontinencia urinaria en niños

Habiendo experimentado de forma reciente la angustia y las perturbaciones que pueden provocar el proceso de que tus hijos dejen el pañal, si tu hijo sigue mojando la cama por las noches puede ocurrir que te sientas desanimado y preocupado.

Los accidentes durante la noche interrumpen el sueño tanto de los hijos como de los padres y pueden perturbar la calma del hogar. Es importante enfrentarse a esto de la manera correcta para que no se convierta en un tema más grave. Aquí tienes algunos consejos que te ayudarán:

No tengas unas expectativas demasiado ambiciosas

Es muy normal que los niños de hasta 5 años no consigan controlar del todo las ganas de hacer pis durante la noche. De hecho, uno de cada cuatro niños de entre 4 y 5 años siguen mojando la cama. Tu hijo está todavía aprendiendo cómo permanecer seco toda la noche, y puede que por diferentes motivos le lleve algo más de tiempo que la media, no desesperes es sólo cuestión de tiempo.

Estate preparado

Tener las provisiones necesarias por si surge un pequeño accidente como por ejemplo un pijama de repuesto, unas sábanas limpias, una toalla y un par de pañales DryNites®, te ayudará a estar preparado en cualquier momento para reaccionar de forma rápida y sin que se monte el caos. Además, el protector de cama DryNites® está diseñado específicamente para ajustarse a la cama de forma discreta y proporcionar una protección que te permitirá estar mucho más tranquila durante las noches, sin preocuparte porque tu hijo pueda mojar el colchón.

Establece una rutina

Al igual que durante el proceso de dejar el pañal, establecer una rutina ayudará a tu hijo a superar sus problemas de mojar la cama por las noches. Asegúrate de que esta rutina incluye, entre otras cosas, un baño entretenido, una cena tranquila, algo de tiempo para disfrutar con la familia… y que esta secuencia de cosas se repita de forma similar todas las noches en los momentos previos a irse a la cama.

Mantente informado

Es importante que aprendas todo lo que puedas acerca de la enuresis infantil. Esto, además de ayudarte a sentirte segura de cómo actuar frente a esta situación, también te ayudará a saber cómo abordar el tema con tu hijo para darle tu apoyo y que pueda comprender con claridad lo que le ocurre. Para él será muy útil tener esta información, sobre todo saber datos como que es algo muy común que les pasa a muchos niños.

Cuida también de ti mismo

Busca tiempo para descansar y relajarte cuando puedas. La falta de sueño y el estrés que te puede provocar la preocupación por la situación de tu hijo no te ayudarán a afrontar este tema de una manera óptima. Así que cuida de ti misma igual que lo haces con tu pequeño.

Comparte tus preocupaciones

Es muy bueno que te desahogues hablando de lo que te preocupa; compartir tus sentimientos y tus frustraciones te ayudará mucho. Incluso abriéndote a otras madres y padres y contándoles lo que te pasa puede que descubras que ellas se encuentran en la misma situación que tú y podéis aconsejaros mutuamente.

Actúa con delicadeza

Hasta que tu hijo consigue darse cuenta de lo que le pasa, puede que sienta ansiedad o se sienta diferente al resto de sus amigos, además es normal que en ocasiones se sienta enfadado o frustrado. Aunque haya momentos en los que puedas sentirte preocupado o frustrado, es importante sepas empatizar con tu hijo y le hagas ver que entiendes cómo se siente, esto le hará ver la situación con más normalidad y se sentirá mejor.

Ayúdales a entender la situación

A esta edad los niños no son capaces de entender por qué mojan la cama, intenta explicarles lo que pasa. Déjale claro que no es su culpa y que es algo pasajero que conseguirá superar muy pronto.

Empatiza con él

Los niños que tienen este problema y se ven solos frente a él tienden a sentirse preocupados y desanimados además de diferentes al resto de niños de su edad. Lo más probable es que quieran esconder su problema delante de sus amigos e incluso delante de sus familiares, y que tengan miedo a pasar noches fuera de casa. Hacer ver a tu hijo que entiendes la situación por la que está pasando le ayudará a eliminar su sentimiento de culpabilidad y a sentirse apoyado.

Habla del tema con tu hijo/a

Hablar con tu hijo con naturalidad ayudará a eliminar los tabús y los pensamientos negativos en torno a este tema para evitar que el problema vaya a más. Hay niños que al mojar la cama piensan que están fallando a sus padres, por lo que es un gran alivio para ellos poder hablarlo abiertamente y ver que no tienen que sentirse culpables por nada.

Ofréceles tu apoyo

Al igual que durante el proceso de dejar el pañal, el apoyo y la motivación ayudarán mucho a tu hijo a superar sus problemas de enuresis. Los elogios ayudan a mejorar su confianza, por lo que es muy recomendable celebrar sus “pequeños avances” como por ejemplo ir al baño antes de acostarse de manera voluntaria para que no se desanimen. También es crucial que entiendan que esto que les pasa no es algo que esté bajo su control y que no tienen que sentirse culpables por ello.

Solicita la ayuda de expertos

Si te preocupa algún tema específico relacionado con el problema de enuresis de tu hijo puedes consultar con el doctor o con personal especializado de su centro de estudios, ellos podrán ayudarte a manejar la situación de la mejor manera posible.

Configuración de Cookies